Papeles al engrudo: agosto 2020

Coincido con Carlos Rey, cuando medita sobre lo que siente al realizar esta técnica y para ello nos cuenta: “un amigo me dijo en una ocasión –peyorativamente- que estos papeles eran infantiles y en algo tenía razón, es una técnica que al aplicarla nos hace sentir y disfrutar como niños” (Rey, 3). Y así es, diseñar con los dedos o con cualquier objeto que tengamos cerca y que sea capaz de arrastrar la pasta, es un cariño para el alma y para el niño creativo que nos acompaña, pues en cierto que se disfruta con alegría. 

Parece ser que fueron los alemanes los primeros en emplear esta técnica. Se supone que lo hacía el mismo encuadernador con el engrudo que utilizaba para encuadernar los libros, por lo tanto no se conocen nombres de fabricantes de estos papeles. Según Persuy y Evrard “estos papeles son una de las formas más antiguas de papel decorado; fueron utilizados para cubiertas y para las guardas de los libros desde el siglo XVI en Francia, y seguramente bastante antes en Alemania. Ha habido periodos en que estos papeles han caído en desuso y otros en que han vuelto con fuerza, con mucha razón, dada su belleza” (Anne Persuy / Sün Evrard, 1999).

Hace un año atrás hice mi primer intento de papel al engrudo, y no todos sirvieron, pues algunos quedaron con excesos y se quebraban fácilmente al plegar y otros pudieron ser usados en guardas y tapas sin ningún problema.

En esta oportunidad realicé la pasta con engrudo de harina de trigo, metilcelulosa y acrílicos, los resultados fueron los siguientes:

 









 Fotografías del proceso:

 







Bibliografía

Persuy, Anne y Evrard, Sün. La Encuadernación. Técnica y Proceso. Madrid:Ollero & Ramos, 1999.

Rey, Carlos. Papeles al engrudo, empastados. En línea: Aquí se encuaderna, 2007. Disponible en: https://www.google.com/url?sa=t&rct=j&q=&esrc=s&source=web&cd=&ved=2ahUKEwicqovro7jsAhVJJLkGHRwgCo4QFjAAegQIARAC&url=http%3A%2F%2Fwww.aquiseencuaderna.com%2Fpdf%2Fpapelesalengrudo.pdf&usg=AOvVaw0sxdwHp_dtGF1hNKrNcxhX

 

Comentarios