Vocabulario de la Charla: ¿Qué son los cantorales?

     Los días 20 de diciembre de 2019 y 22 de enero de 2020, dicté la charla: ¿Qué son los cantorales?, en la Biblioteca Recoleta Dominica, estas actividades de transferencia de conocimientos corresponden a  la Beca Crea Chile que me otorgara el Ministerio de las Culturas, las Artes y el Patrimonio, para perfeccionarme en Toledo.
    Para completar la información y centrarnos en la charla, es que se entregó un vocabulario de apoyo para los asistentes. Este vocabulario se irá ampliando a medida que las investigaciones y charlas lo requieran.
      Una vez terminada la charla los asistentes pudieron ver uno de los cantorales de la colección de la Biblioteca.




VOCABULARIO


-Antifonario: libro litúrgico que contiene los cantos–antífonas para las celebraciones y está destinado al cantor o el coro. Se encuentran fragmentados de tales libros antes del papa Gregorio Magno.

-Breviario (resumen, extracto): libro litúrgico del oficio de las horas que compendia para la recitación privada los libros necesarios para la recitación en coro. El mismo pro­ceso que hemos visto para el Misal se produjo con el libro de las horas. Todos estos libros, después del año 1000, confluyen en uno solo, llamado Breviarium, porque era de hecho una reducción de los diferentes elementos, especialmente de las lecturas.

-Canto llano o canto gregoriano: es un canto litúrgico cristiano monofónico, sin acompañamiento de instrumentos y de ritmo libre.

-Clemente de Roma: fue un cristiano insigne de finales del siglo I, uno de los llamados Padres apostólicos por haber transmitido el «eco vivo» de la predicación de los apóstoles de Jesús de Nazaret. Fue obispo de Roma.

-Completas: la última oración del día que se hace antes del descanso nocturno, destinada a santificar la noche.

-Didajé: libro que recoge instrucciones morales, litúrgicas y disciplinares con una conclusión apocalíptica. Data en torno al año 40–90 de nuestra era, proveniente de le experiencia eclesial palestina. Se la creía perdida, hasta que fue redescubierta en la biblioteca de Constantinopla, por un monje ortodoxo llamado Filoteo Bryennios en 1873, quien la llevó a Jerusalén, donde fue publicada en 1883.

-Doxología (de doxa = gloria y logos = palabra: formula litúrgica que glorifica a Dios.

-Eucología (de euché = oración, y lógos = palabra): la ciencia que estudia las oraciones y las leyes que regulan su composición. En un sentido menos propio, el conjunto de oraciones contenidas en un formulario o en un libro litúrgico.

-La Apología de Justino: es un escrito antiguo, por Justino Mártir en los años 150–155. La apología menciona asuntos sobre la celebración de la liturgia, la Eucaristía y sobre la reunión y adoración los domingos. También esta obra describe costumbres como el bautismo.

-Laudes: es una de las dos horas mayores junto con las Vísperas para la Iglesia católica en el rito denominado Liturgia de las Horas. El significado en latín (laudare) quiere decir alabar, e indica la finalidad principal de esta hora, cuyo propósito es dar gracias a Dios al comienzo del día.

-Leccionario: libro litúrgico que contiene las lecturas bíblicas para las celebraciones litúrgicas.

-Maitines: antes de la reforma de la liturgia de las Horas era la oración nocturna destinada para santificar el último espacio nocturno antes de la aurora. Ha sido sustituido por el oficio de lectura, aunque en el coro se conserva el carácter de alabanza nocturna.

-Misal: por la misma exigencia de orden práctico y en el mismo período (finales del siglo X) comienzan a aparecer libros que contienen todos los elementos para la celebración de la eucaristía (oraciones, lecturas, cantos, ordo missae). Se llama a ese libro Missale, o Liber missalis, o Missale plenarium.

-Neumas: cualquiera de los signos que se utilizaban antiguamente en la notación musical anterior al sistema actual. Grupo de notas de adorno con que solían concluir las composiciones musicales de canto llano.

-Nona: después de la salida del sol, es una oración del Oficio Divino en la liturgia de las horas canónicas. Este oficio debe su nombre a la hora novena del día, momento en el que los monjes rezaban. Por lo general se canta o recita aproximadamente a las 15 horas. Se conmemora el momento en que Cristo murió en la cruz.

-Ordines: Para una celebración litúrgica no bastan los diferentes libros que contienen los textos, sino que se necesita conocer el modo de estructurar el desarrollo de la celebración misma. Los libros mencionados sólo rara vez llevan rúbricas (así llamadas por estar escritas en rojo = ruber). De éstas se encar­gan libros especiales, que se llamarán Ordo (plural, Ordines) u Ordinarium.

-Pontifical: con este nom­bre se designa el libro que contiene fórmulas y ritos de las celebraciones reservadas al obispo, como la confirmación, las ordenaciones, las consagraciones de iglesias, de vírgenes, la bendición de abades, pero también la coronación de reyes y de emperadores.

-Prima: fue suprimida por el Concilio Vaticano II en la Constitución Dogmática Sacrosanctum Concilium para la Liturgia.

-Ritual: libro que contiene las fórmulas y la normativa que deben saber el sacerdote y los fieles para la participación y celebración de los sacramentos. Como los obispos tenían en el Pontifical su libro, así también era necesario un libro que contuviese los ritos realizados por los presbíteros (además, claro está, del Misal para la eucaristía). Desde el siglo XII, y especialmente en el XIV, surgen muchos libros del género, con nombres diversos: Agenda, Ordinarium, Manuale. Se trata comúnmente de libros privados, redactados por los mismos sacerdotes con cura de almas.

-Rúbricas (de ruber = rojo): cuando en los siglos XI-XII la palabra entró en el lenguaje litúrgico, significó la normativa ritual y ceremonial indispensable para el correcto desarrollo de las acciones litúrgicas. En estos libros la normativa se escribe en rojo.

-Sacramentario: libro litúrgico que precedió al misal. Contiene los formularios litúrgicos para la celebración de la eucaristía, de los sacramentos y de los sacramentales.

-Sexta: hora menor que se celebra al mediodía. Forma parte de la hora intermedia.

-Tercia: hora menor que se celebra hacia las nueve de la mañana. Forma parte de la hora intermedia.

-Tropos: Texto breve que durante la edad media se interpolaba en un texto litúrgico, aprovechando una frase musical sin letra en el canto o bien dotándole de melodía propia.

-Vísperas: es la oración de la tarde, cuando ya declina el día. Se da gracias por cuanto se nos ha otorgado en la jornada y por cuanto hemos logrado realizar con acierto.


 

Comentarios